Dom. Abr 11th, 2021
    Cocinar huevos de codorniz

    Receta de huevos de codorniz fritos – cocinar con razas autóctonas

    Pexels photo by Aphiwat Chuangchoem ¿Tienes codornices en tu granja? ¿Quizás hayas visto estos pequeños huevos manchados en las estanterías de tu tienda de alimentación sana o en los puestos de tu mercado agrícola local? Sea cual sea el caso, quizá te preguntes qué hacer con los huevos de codorniz.
    Los huevos de codorniz y de gallina tienen algunas diferencias dietéticas, pero puede que no sean las que esperas. Los huevos de codorniz tienen aproximadamente tres veces más hierro por gramo que los de gallina, según la base de datos nacional de nutrientes del USDA. Los huevos de codorniz tienen casi la misma cantidad de proteínas que los huevos de gallina por ración, pero tienen más del doble de colesterol por gramo. Los huevos de codorniz tienen un contenido ligeramente superior de grasas saturadas que los de gallina, que son principalmente colesterol nutritivo de alta densidad que protege contra las enfermedades del corazón.
    Según Charles Galemmo, profesor adjunto de artes culinarias del York County Community College, la yema [del huevo de codorniz] tiene mejor sabor que la del huevo de gallina. “Hay un pequeño cambio de sabor, pero nada que afecte a lo que se sirva”.

    Cómo hervir los huevos de codorniz

    La raza Corturnix se utiliza para cultivar los huevos de codorniz frescos de Artagnan. Los huevos de codorniz tienen un sabor suave y ligeramente a juego, similar al de los huevos de gallina, pero con una yema más rica y cremosa y una mayor proporción entre la yema y la clara. Del tamaño de una aceituna grande, cada huevo de codorniz es perfecto para canapés, ensaladas, aperitivos y guarniciones.
    Los huevos de codorniz son un manjar que puede encontrarse de diversas formas en Europa, África, Asia y América. Un huevo de codorniz crudo con una yema dorada y brillante corona un montón de steak tartare en Francia. La Insalata Croccante, una ensalada panzanella hecha con huevos de codorniz duros, jamón y cubos de pan crujiente, es habitual en Italia. En España, un huevo de codorniz puede aparecer en un menú de tapas, frito y servido con chorizo sobre una tostada; en el Reino Unido, los huevos de codorniz cocidos se envuelven en carne de fuerza, se empanan y se fríen para hacer mini huevos escoceses, que son habituales en los picnics. Los huevos de codorniz envueltos en envoltorios de wonton, ensartados y fritos hasta quedar crujientes, son una comida callejera muy popular en Tailandia. En Indonesia, se comen con gambas, leche de coco y hierba de limón en un curry.

    Cómo cascar y cocinar los huevos de codorniz

    Los huevos de codorniz son frágiles y diminutos, lo cual es comprensible dado el tamaño de las aves. Son mucho más pequeños que los huevos de gallina y de pato y son valorados por los cocineros por sus yemas grandes y su sabor inconfundible, así como por su atractiva cáscara moteada. Debido a su pequeño tamaño, los huevos de codorniz tardan menos de dos minutos en hervirse y un poco más en cocerse. Muchos platos se benefician de la adición de huevos de codorniz. El feuillete de huevos de codorniz escalfados con salsa holandesa de Geoffrey Smeddle y la ensalada de paloma de madera de Dominic Chapman son dos de nuestras recetas favoritas de huevos de codorniz. Sustituyendo el huevo de gallina convencional por un huevo de codorniz, una receta de huevos escoceses puede reducirse a un delicioso canapé del tamaño de un bocado. En su receta de huevos escoceses con salsa bois boudran, Galton Blackiston utiliza huevos de codorniz para darle un toque delicado al clásico, al igual que hace James Sommerin en su propia receta de huevos escoceses.

    Cómo cocinar huevos de codorniz

    Los huevos de codorniz son deliciosos. Son un sabroso bocado que cualquiera puede disfrutar, ya sea servido en una ensalada o comido duro, y son populares en algunas partes de Asia, Europa y América del Norte. En Japón se comen duros en un “bento” tradicional o en una fiambrera, mientras que en China se preparan con arroz relleno y bollos al vapor. Y, a pesar de su atractiva apariencia, los huevos de codorniz son mucho más de lo que parece.
    Comer huevos de codorniz para adelgazar es una forma inteligente de perder peso de forma nutritiva y a largo plazo. Pero primero, hablemos de por qué los huevos son tan buenos para usted antes de entrar en las recetas y en cómo integrar los huevos de codorniz en su estrategia de pérdida de peso.
    En el mundo actual, obsesionado por las dietas, puede resultar sorprendente para la mayoría de ustedes que los huevos les ayuden a perder peso. Sin embargo, no es necesario que se fíe de nuestra palabra. Hay una prueba en forma de análisis de 2008. Los participantes en este estudio que desayunaron un huevo (durante una dieta de déficit calórico) perdieron más peso que los que desayunaron un bollo. Aunque parezca una misión fácil, la verdad es un poco más complicada. Hay que pensar en la forma más eficaz de utilizar los huevos para perder peso.

    Por admin

    Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
    Privacidad